Venezuela exhibirá estatua pedestre del Comandante Hugo Chávez

(Foto: Archivo) Publicado en 04/06/2013EveRico

CO/La Radio del Sur

(Foto: Archivo)

(Foto: Archivo)

En el estado venezolano de Mérida (noroeste) tendrá la primera estatua pedestre de Chávez exhibida en un lugar público, según informó el artista plástico Manuel Suescún, director de cultura de la Alcaldía del municipio Rangel del referido estado.

El servidor público indicó que la figura del Comandante será de su autoría, y que le fue encargada por la Gobernación con el fin de emplazarla a la salida del aeropuerto de la ciudad.

“Va a estar señalando hacia el Sur con su mano izquierda, y con la otra en el pecho. Tendrá su cinta tricolor (banda presidencial) sobre el uniforme de campaña verde oliva, y llevará su boina”, describió.

El escultor precisó que la obra tendrá 2,20 metros de altura, y que será ubicada exactamente en la plazoleta de la sede de la Corporación de Salud de la Gobernación del estado Mérida. “La plaza no tiene nombre, pero de seguro llevará el del Comandante una vez se coloque allí la estatua”, señaló.

“De que tengamos referencia, es el primer pedestre al Comandante que va a estar en un espacio público”, insistió.

SIN BOCETO ENTRE LÁGRIMAS

Las horas de que Suescún le ha dedicado a la estatua de Chávez han estado acompañadas de “muchas lágrimas”, porque para lograr un rostro lo más exacto posible ha tenido que observar detalladamente muchos registros audiovisuales.

“Los pómulos y el ceño del comandante Chávez son muy particulares. Yo he visto esculturas del él, pero su ceño se lo hacen muy recto. Entonces, me tuve que poner a ver unos cuantos videos para sacar los detalles y lograr que el Comandante quedara casi que hablando, pero cuando uno ve los videos, lo que hace es botar las lágrimas. No tenía derecho de irse y habernos dejado tan rápido”, consideró.

HASTA LA MADRUGADA

Suescún indicó que entre los primeros tres días de mayo inició el modelado en arcilla de la representación del líder supremo de la Revolución Bolivariana, sin realizar un boceto previo. “Lo comencé a trabajar directamente”, afirmó.

“Como tengo que cumplir las labores de la Dirección de Cultura, yo lo hago en las noches y los días libres”, apuntó.

De lunes a domingo Manuel Suescún ha dedicado tiempo para modelar la estatua de Chávez, en el salón de exposiciones de la Casa de la Cultura del municipio Rangel.

Para trabajar, se coloca sobre su ropa una chaqueta impermeable con el tricolor nacional, que está toda deteriorada y manchada, y un mono rojo del mismo material. “Es lo que siempre uso para proteger mi vestimenta y no ensuciarme más que las manos, porque a veces tengo que salir corriendo a hacer otras cosas”, apuntó.

Una vez listo para trabajar, destapa su obra en ejecución, que cubre con trapos húmedos y bolsas plásticas al terminar cada sesión, porque debe mantener húmeda la arcilla para continuar dándole forma al día siguiente. “Trabajo un promedio de cuatro horas diarias; a veces me he quedado más, pero hay otras que me he tenido que ir más temprano”, comentó.

Indicó que siempre empieza a trabajar a las 7:00 pm, aproximadamente, y destacó que en dos ocasiones se quedó hasta las 4:00 am. “Esto es algo que absorbe, pero me voy a dormir porque al día siguiente no voy a poder continuar con mis responsabilidades en la alcaldía”.

“CHÁVEZ ES CHÁVEZ”

Para Suescún, representar a Chávez es un reto, porque todo el mundo lo tiene fresco en su memoria: “En Bolívar uno puede tener un pequeño pelón y quién dice que no es; uno puede comerse un gesto de él porque no lo vimos personalmente, solamente tenemos las referencia y el último rostro que se nos presentó, pero Chávez es Chávez”.

“Chávez tiene que tener sus gestos desde el principio, porque está fresco en la memoria. Si a la señora que ve la estatua no se le parece al Comandante, no logramos el objetivo”, agregó.

El artista plástico confesó que lo más difícil para modelar al gigante de Latinoamérica ha sido reproducir el rostro y su mirada: “La nariz y los labios son bastantes particulares, pero sin duda que la mirada lo es más”.

Destacó que la mirada del Comandante siempre estuvo cargada de energía, pero a la vez era nostálgica. “Si usted lo ve, él supo ser duro, pero el corazón se le reflejaba en su mirada. Tenía una mirada profunda; cuando uno lo miraba, parecía que lo atravesaba. Su mirada parecía arrastrada de los siglos pasados, y de los que vienen, porque de aquí a los siglos que vienen se seguirá hablando del comandante Chávez”, consideró.

Suescún precisó que en los detalles del rostro se le fueron unas 40 horas. A pesar de su experiencia, tuvo que rehacer el rostro varias veces. “Al principio me estaba quedando como nuestro comandante se fue; muy carón, un poco hinchado, y la verdad no es la forma de recordarlo”, expresó.

Continuó: “Este es el comandante Chávez del año 2006, cuando no se le había diagnosticado ninguna enfermedad, cuando no tuvo esos cambios que nosotros vimos desde que anunció que tenía una enfermedad o antes, hasta que se nos fue”.

Subrayó que Chávez tuvo varios rostros en vida. “Éste es el comandante sano. La referencia es el Chávez de 2006, cuando no estaba ni tan Tribilín, ni tan delgado, pero tampoco lo había atacado la enfermedad”.

Para Suescún, “el comandante Chávez es nuestro segundo Libertador, es el reivindicador de Bolívar”. Aseguró que tuvo el honor de verlo de cerca cuando participó en un congreso extraordinario del Partidos Socialista de Venezuela (PSUV), porque fue delegado del la tolda política por el municipio Rangel.

SE ACEPTAN SUGERENCIAS

Aunque Suescún modeló a Chávez a solas, con las ventanas cerradas porque la arcilla tenía que permanecer fresca, cualquier persona podía entrar y observarlo trabajar: “Las esculturas las hago en mi mismo lugar de trabajo para compartir con las demás personas. La gente llega y pregunta qué estoy haciendo, y es bueno mostrarle para que me hagan sus sugerencias”.

“Mi compadre, por ejemplo, me hizo una buena, me dijo que no me olvidara de la bolsa que el Comandante tenía debajo de los ojos. Observó que estaba muy plano en esa parte y que le faltaba un poco de volumen ahí, y se lo dimos. La verdad que resultó”, relató.

Apuntó que es importante que la gente le exprese al artista sus consideraciones, “porque uno está saturado de tanto verlo”.

LAS REPRESENTACIONES DEBEN SER PARA RECORDARLO

La estatua de Chávez es mucho más que un encargo para Suescún. “Esta escultura tiene que servir para que cuando la gente pase por su lado recuerde que no debemos dejar morir su legado, en razón de que tendemos a desmoralizarnos”, subrayó.

Explicó que una muerte puede servir para dos cosas: “Para bien sentirnos fortalecidos, y que en adelante ese pensamiento sea de cada uno de nosotros y no del ser humano cuando anda vivo, sino que ya se nos transforma en espiritualidad”, pero también sucede que “como seres humanos tendemos a olvidarnos de las personas que enterramos”.

Por eso, consideró un acierto que se le condujera al Cuartel de La Montaña: “Menos mal que al Comandante no lo pusimos bajo tierra, porque es hasta peor. Por lo normal, a la gente que se entierra, se le olvida. Menos mal que el Comandante está superficial en el Cuartel de la Montaña, para que no nos olvidemos de él”.

Por lo antes expuesto, Manuel Suescún hizo un llamado a las y los artistas: “Cuando se dediquen al Comandante, tanto en pintura como en escultura, una talla o artesanía, traten de poner toda su inspiración para que eso le llegue y le quede a la gente, porque gracias a Dios, como artistas tenemos el don de dejar ese sentido de eternidad; nos iremos y nuestras obras quedarán”.

“Las representaciones del comandante Chávez a través de una obra de arte deben servir para eso, para que no nos olvidemos de él. Lo que me da mucho más miedo, lo que ocurrió en nuestros municipios es que lamentablemente se desmoralizó el pueblo y nos dejamos llevar por la pena. Eso lo decía Nicolás (Maduro) y es verdad. Ojalá haya mucha obras de él”.

EL AMOR ES LA INSPIRACIÓN

El amor hacia Chávez es la conexión entre el artista Manuel Suescún y la estatua del líder supremo de la Revolución Bolivariana en la que trabaja.

“Cualquier cosa que hagamos para el Comandante no va a estar a la altura de lo que nos dejó. Por eso, si una obra que uno vaya a hacerle no está bien o no estamos satisfechos, hay que volverla a hacer. Hay que exigirnos al máximo en su figura”.

“Lo que nos inspira no tiene palabras, es como cuando se crea una canción y uno dice: oye de dónde salió esta letra. Como sucedió con el tema de El potrillo y la niña”, concluyó.

SERÁ UNA IMAGEN MODELADA

Manuel Suescún explicó que hay dos maneras de hacer una escultura: mediante el esculpido o el modelado. Detalló que el modelado, que es la técnica que aplica para hacer el pedestre de Chávez, “se utiliza para después vaciarlo en otro producto; es decir, esto es la matriz”.

Agregó que del modelado se sacan los moldes con yeso y se extrae el negativo. “Éste pasa a destruirse para darle paso a un molde cóncavo, y ese molde va a convertirse en un vaciado de resina, cemento u otros materiales, como piedra artificial o bronce”.

Acotó que “para el proceso de bronce, hacemos el vaciado con cera de fundir, que es cera virgen con parafina, y eso va otra vez a unos moldes de polvo refractario que es ladrillo molido con yeso, y eso va a unos hornos durante una semana, día y noche, a una temperatura de 800 grados”.

Explicó que “eso lo que hace es que la cera se consuma, y luego, en un crisol, a 1.200 grados fundimos el metal para incorporarlo en esos moldes”.

Luego, concluyó, se arma la escultura con soldaduras, y se termina con unas pátinas. Precisó que el vaciado en bronce de una escultura se lleva un mes, aproximadamente.

Acotó que los moldes se hacen por parte. “La cabeza, los brazos, el torso y las piernas se funden por separado”.

Todo se hace en la parroquia Mucuchíes. Aún no hay fecha para la colocación de la estatua.

Etiquetado con: ,
Publicado en: Venezuela
Radio En Vivo | Facebook Twitter Youtube SoundCloud
vsr-e1394496938242
VISIÓN
Ser la plataforma de apoyo comunicacional del proceso de creación del nuevo sistema multipolar internacional. Ser un instrumento al servicio de los pueblos basado en los principios de independencia, igualdad, libre determinación y no intervención en los asuntos internos, solución pacífica de conflictos, cooperación, respeto de los derechos humanos y solidaridad en la lucha por la emancipación y bienestar de la humanidad.
DIRECCIÓN
Final Calle Nueva York, entre Madrid y Río de Janeiro. Edif. Mundial. Piso 1. Urbanización Las Mercedes. Caracas, Venezuela. Teléfonos de contacto: +58(0212-993.60.74 y 0212-994.06.60)